Los continuos cortes de electricidad en la comarca de los Montes, ponen en pié de guerra a Ayuntamientos y crean una plataforma

La granadina comarca de los Montes Orientales y sus habitantes vienen sufriendo desde hace ya varios años, y de manera continuada, cortes en el suministro eléctrico. En algunas ocasiones se trata solo de micro cortes, pero en otras muchas son cortes de mayor duración.

Estas interrupciones afectan transversalmente a toda la vida de los pueblos, viéndose afectados domicilios, empresas, oficinas municipales, alumbrado público, colegios, consultorios médicos, restaurantes, cooperativas agrícolas y ganaderas, con el consiguiente menoscabo en la calidad de vida, salud, economía, y derechos de las personas.

Los cortes se producen sin previo aviso ni justificación por parte de Endesa, situación que deriva en un flagrante incumplimiento de contrato entre usuario y eléctrica de manera arbitraria y continuada en el tiempo.

Endesa, en repetidas ocasiones, culpa de los cortes a enganches ilegales, fenómenos meteorológicos adversos, accidentes con animales en los transformadores, etc. Explicaciones que no satisfacen a los afectados, ni solucionan el problema de fondo.

Estos acontecimientos perjudican la vida diaria de los vecinos, la actividad económica de los pueblos y la prestación de servicios públicos, como, por ejemplo, el del suministro de agua.

El corte en el servicio de abastecimiento municipal de agua se produce por la falta de energía para que los equipos de bombeo funcionen, con el consiguiente riesgo para la salud que ello conlleva, además de los accidentes que provoca la falta de alumbrado público en las calles de los pueblos. Otros perjuicios originados son los de no poder usar la calefacción en las casas de los vecinos, no poder atender a los pacientes en las consultas médicas o cortar las clases escolares, algo que se repite día tras día en estos pueblos.

Por estos motivos, ante la gravedad de la situación y la falta de soluciones por parte de la compañía eléctrica, las instituciones de la comarca han decidido unirse, celebrándose una primera reunión en el pueblo de Píñar, donde acudieron los alcaldes de varios municipios, la presidenta y la abogada de FACUA, la diputada provincial Carmen Capilla, consumidores, vecinos, y empresarios, para conformarse como la ‘Plataforma de Afectados por los Cortes del Suministro Eléctrico de los Montes Orientales’.

La Plataforma de Afectados tiene como objetivo reivindicar, ante las eléctricas que operan en este territorio, los derechos como consumidores y abonados que legalmente les amparan, así como lograr que esos cortes de fluido cesen de manera permanente y forzar a las empresas eléctricas a poner todas las medidas necesarias en infraestructuras, servicios, personal y prestaciones, para que los ciudadanos disfruten de un suministro eléctrico digno.

La Plataforma de Afectados está formada por FACUA Granada, los Ayuntamientos de Píñar, Deifontes, Domingo Pérez, Dehesas Viejas, Campotéjar, Torre Cardela, Montejícar, Alamedilla, y la Plataforma Sin Luz en Nuestro Hogar de Iznalloz.

MEDIDAS PLANTEADAS

La primera de las medidas que la plataforma va a llevar a cabo es realizar informes por técnicos municipales para detectar exactamente la causa del problema, que a priori según los afectados es la antigüedad y el estado obsoleto de transformadores y líneas.

La plataforma estudiará en estos días, crear una Asociación cómo figura jurídica para poder llevar a cabo posteriormente acciones legales en contra de Endesa.

Desde los servicios jurídicos de los municipios se estudiarán medidas de presión para forzar a Endesa a solucionar el problema, medidas cómo habilitar cuentas bancarias donde los vecinos consignen sus facturas de la luz, y autorizar el pago de las facturas posteriormente, una vez que no se hayan sufrido cortes en ese mes.

La plataforma también ha animado a sus vecinos a migrar sus contratos de Endesa a las nuevas empresas comercializadoras implantadas en los Montes Orientales.